miércoles, 4 de junio de 2008

La Misión



En chozas sin enchufes,
ni lo que conllevan
viven unos indios
jetas de la selva.


No consumen nada,
no tienen dinero,
no compran en Zara,
se les ve el plumero.


Para divertirse
mastican la coca,
que aunque sea una droga
no llega a farlopa.


Cuando tienen hambre
se van de excursión
se cargan a un cerdo
sin supervisión.


Nunca tienen frío
porque no lo hace,
viven en la selva,
son unos salvajes.


Habría que explicarles
que al hipotecarse
tendrán beneficios,
garantías sociales.


Pero si se acerca
algún helicóptero
se pintan la cara y
le tiran de todo.


Viven en familias
desestructuradas,
se casan muy jóvenes
sin fotos, ni nada.


Creen en los espíritus
que les da la gana
no tienen iglesia
ni hacen caso al Papa.


Por su propio bien,
si no se moderan,
talamos la selva,
y hacemos escuelas.


Les ponemos metro
AVE, carreteras,
les damos un coche
y gasolineras.


Teléfono móvil
consola, portátil,
retrete moderno
con pantalla táctil.


Gafas de diseño
para que no vean
gomina en el pelo
corbatas de seda.


Y cuando se crean
que son europeos
les damos
una buena patada en los cojones.

6 comentarios:

  1. Lo que más me fastidia es que no puedo irme a vivir con ellos.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Poder se puede y no se tiene que ir tan lejos, véase el Sr. Cayo.

    ResponderEliminar
  3. El Sr. Cayo también conocido por Chanquete, ¿no?

    ResponderEliminar
  4. No, el Sr. Cayo cuyo voto fue muy disputado.....

    Ah, por si estás jugando con el lenguaje al estilo campaña electoral, no recuerdo que Chanquete fuese un "callo", más bien inspiraba ternura y no era tan libre como el Sr. Cayo, hasta su subida a los cielos...

    ResponderEliminar
  5. No sé por qué me parecía que el actor de la película era Antonio Ferrandis, pero no, fue Paco Rabal.

    ResponderEliminar
  6. No puedo confirmártelo, pues no recuerdo haberla visto, pero de ser así espero que bordase el papel como en "Los Santos Inocentes"

    ResponderEliminar